Menu Tumedico

Publicaciones de Medicos
expresate publicaciones medicas


La verdadera relación entre la alimentación y el cáncer renal

 
Los tumores renales son ocasionados principalmente por el cigarrillo, no solo por su consumo directo sino también de manera pasiva. Por su parte, el componente hereditario juega un papel fundamental, así como también el exceso de peso. Ahora bien, siendo la obesidad una de las principales causas ¿hasta qué punto la alimentación se relaciona con la aparición de esta enfermedad?

Se tiende a pensar que esta patología surge gracias al consumo de ciertos alimentos o bebidas, pero de acuerdo con el Dr. Luis David Sumoza, Hematólogo y Oncólogo del Centro Médico Dr. Rafael Guerra Méndez de Valencia, la alimentación no está directamente relacionada con su aparición: "básicamente algunos expertos opinan que las dietas altas en proteínas pueden ser un factor de riesgo, pero científicamente la conexión precisa entre la dieta y el cáncer renal es desconocida". Asimismo, agregó que a pesar de lo que muchos opinan, no existen pruebas científicas contundentes que demuestren una relación entre el consumo de café y este padecimiento.

A pesar de que no se ha demostrado una relación entre la alimentación y esta patología, mantener una dieta saludable que incluya abundantes frutas y vegetales es fundamental para los pacientes que la padecen, ya que impacta de manera positiva a su organismo. En estudios realizados en 2009 por el Dr. Lee perteneciente a la Escuela de Medicina de la Universidad de Harvard, Estados Unidos, se comprobó que este tipo de alimentos, principalmente los de colores anaranjados y rojos, son beneficiosos para las personas con cáncer de riñón gracias a su alto contenido de carotinoides y demás antioxidantes.

Asimismo, el especialista compartió algunos consejos alimenticios para estos pacientes: "deben consumir alimentos que contengan abundantes calorías, ya que al estar sometidos a medicamentos que los hacen perder el apetito, pierden mucho peso. Así que es importante que lleven una dieta que les permita mantenerse saludables", explicó.

De igual forma el Dr. Sumoza recalcó que los pacientes con cáncer renal deben tratarse multidisciplinariamente con ayuda de un nutricionista, puesto que una alimentación con alto contenido proteico puede dañar al riñón sano, ya que debe hacer un esfuerzo muy grande por sí solo para procesar los desechos generados por este tipo de alimentos, produciendo como consecuencia una sobrecarga a este órgano purificador del organismo, que ve disminuidas sus capacidades a causa del tratamiento.

También recomendó llevar una barra de proteínas consigo, ya que es necesario aprovechar aquellos momentos en los que el paciente tiene apetito, debido a que estas personas no suelen comer con tanta frecuencia y usualmente los alimentos de su agrado suelen causarles repugnancia.

Aspectos importantes para la detección del cáncer renal

Está patología se caracteriza por un diagnóstico tardío ya que el tumor no presenta síntomas en sus inicios, y no es hasta que está bien avanzado cuando comienza a manifestarse. Entre los signos más frecuentes destacan la hematuria o sangre en la orina, dolor en el abdomen y la pérdida de peso. Éstos comúnmente pueden ser confundidos con otras patologías menos graves, por lo que es muy importante que si una persona presenta esta sintomatología, acuda al médico para un diagnóstico acertado y oportuno.

Como todos los tipos de cáncer, el renal también es clasificado por estadios, siendo el I el más leve y el IV el más avanzado. Para determinar en qué etapa se encuentra el padecimiento se deben tomar en cuenta tres factores primordiales: "en primer lugar se determina el tamaño del tumor, luego si existe presencia de ganglios linfáticos inflamados y por último, se evalúa si se ha extendido a otros órganos" explicó el Dr. Sumoza.

En las etapas tempranas de la enfermedad, es decir, del estadio I al estadio III, el tratamiento más indicado es la cirugía para remover el tumor; pero si se encuentra en el estadio IV, en el cual ya el tumor hizo metástasis, se le indica al paciente un tratamiento con medicamentos que lo ayuden con el dolor y le aporten una mejor calidad de vida. Comentó el Dr. Luis Sumoza: "en los últimos años laboratorios como Pfizer han desarrollado nuevos fármacos que han traído resultados muy positivos para los pacientes, alcanzando hasta un 47% de mejoría".

Para finalizar el doctor destacó que un porcentaje importante de las personas que padecen cáncer renal, y que se encuentran en las primeras fases, logran curarse completamente. En relación con aquellos pacientes que se encuentran en el estadio más avanzado, aseguró que gracias a la aparición de estos nuevos fármacos la sobrevida de 5 años ha aumentado en un 14.6% en comparación a la década de los 70, en la cual estas personas lograban sobrevivir entre 14 y 15 meses luego de diagnosticados; actualmente la sobrevida alcanza los dos años.
Publicado el: 18 de Octubre del 2012




/